Blog de Comunicación Académica

Técnicas de comunicación académica en español e inglés como lenguas extranjeras


Me quedaré POR dos días

Al ocuparse de la preposición por, las gramáticas señalan su empleo con complementos de lugar (Andar por el campo / Estaremos por esa calle) o de tiempo aproximado (Vendrá por marzo).

Existe, por otra parte, un uso en el que por se utiliza en expresiones temporales que marcan la duración mediante una cantidad determinada:

  • Estaré de viaje por tres meses.

Este tipo de expresiones resulta especialmente característico en

  • hablantes de las variedades del español de América:

Luego de permanecer por 14 años en la calle San Juan Bosco, Marino’s abre una sucursal, que luego se convirtió en la principal, en la Plaza Intercaribe, en la calle Lope de Vega esquina Rafael Augusto Sánchez, en Naco.

  • hablantes de inglés como lengua materna o segunda que aprenden español, como traslación del uso de for:

Me quedaré en España por dos meses.

Sin embargo, en los últimos años se ha observado un incremento en el empleo de estas construcciones también en hablantes del español peninsular:

  • “Una mano asesina consiguió acabar con su vida, pero el poso de su labor permanecerá por mucho tiempo” (La Vanguardia, Cartas de los lectores 30/1/1995).

Es cierto, como señala la Academia en su Gramática, que este uso de por en español se encuentra ya en los textos antiguos, por lo que no puede decirse que su presencia en nuestra lengua se deba únicamente a la influencia del inglés. Ahora bien, este recrecimiento de última hora y su especial incidencia en el lado americano llevan a relacionar este fenómeno con el influjo externo.
En consecuencia, para un uso adecuado de estas construcciones habrá que tener en cuenta que:

  1. se trata de expresiones correctas en todas las normas cultas del español;
  2. el español peninsular prefiere, por más espontáneas y frecuentes, las expresiones con durante o sin preposición, dependiendo del interés del hablante por marcar la duración:

 

  • Estuvo con él todo el día / Estuvo con él durante todo el día
  • el español americano conoce cualquiera de las tres opciones (por, durante o sin preposición);
  • el uso estilísticamente más adecuado será aquel que se muestre de acuerdo con las preferencias de la norma culta en la que se desenvuelve el hablante, según las indicaciones que acabamos de presentar.

En el español de los hablantes extranjeros suele darse, además, un uso muy próximo al ya visto, con el mismo tipo de complementaciones, que procede de la confusión entre por y para. Se trata de la utilización incorrecta de por con valor de finalidad:

  • ?Vendré a España por dos meses/ Vendré a España para dos meses

Estas construcciones con para nacen de la elisión de un verbo (estar o quedarme en el ejemplo).

En esta ocasión se considerará correcto únicamente el uso de para.

Anuncios